top of page
Buscar
  • Foto del escritorbotica social

Diseño participativo en proyectos socio comunitarios

Actualizado: 29 abr


Diseñar y planificar son procesos desafiantes en sí mismos y; más aún, cuando se trata de proyectos socio comunitarios y gestión en los territorios.


En toda realidad que se pretenda transformar, convergen personas, situaciones sociales, condiciones ambientales, organizaciones y muchos otros actores. Y, entre ellos, emergen vínculos, redes se poder y expectativas.


Como si todo aquello fuera poco, quienes diseñan, planifican y lideran los proyectos socio comunitarios, también tienen su impronta. Piensan y llegan a una comunidad desde las propias ideologías y miradas, valores y todo su background. Un extensionista genera múltiples impactos ya desde la forma en la que se vincula al llegar a una comunidad!


La experiencia en distintas iniciativas, nos enseñó que todo modelo basado en el diálogo y la participación genera sentido de pertenencia.

Sostener proyectos enlatados y pensados a partir de fórmulas mágicas es muy difícil! Suelen funcionar durante un tiempo y bajo una perspectiva asistencialista. Sin embargo, no prosperan en dejar capacidades instaladas en las comunidades.


Al ser peculiar, cada comunidad tiene una historia y responde a un aquí y ahora.


Involucrar a los actores sociales en las etapas de diseño y planificación no solo es un gran desafío sino que, además, es clave para motivar la apropiación y el compromiso en los proyectos socio comunitarios.

Promover diálogos genuinos, basados desde el inicio en la transparencia y la identificación de objetivos claros para todas las partes, es parte del proceso de diseño y planificación de un proyecto socio comunitario. Permite crear confianza e identificar prioridades.


También, parte del proceso consiste en delinear mapas de actores que no se mantengan estáticos sino que resulten flexibles y dinámicos, permitiendo identificar relaciones de poder, liderazgos, formas de manejarse en los territorios, y un extenso etcétera.



Liderar un proceso de diseño y planificación participativa no es cosa sencilla, pues implica adentrarse en las comunidades, conocer los intereses y necesidades, con la prudencia justa para no perder de vista los objetivos del proyecto.


También, poner sobre la mesa los objetivos, generar consensos sobre cuáles son las formas más pertinentes para lograrlos, tomando decisiones compartidas, minimizando riesgos y potenciando oportunidades de desarrollo.


Reuniones de trabajo, role playing, talleres, grupos focales, recorridos en terreno, encuestas, análisis FODA, juegos y actividades didácticas. Las herramientas y dinámicas para diseñar y planificar de forma participativa, son muchísimas.


Desde Botica acompañamos esos procesos y los compartimos porque creemos en la fuerza de socializar las buenas prácticas!


36 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page